Posted on in readings · 2 minutes

Vuelvo a uno de mis autores favoritos de siempre, leer a Tolkien (aunque sea destilado a través de las ediciones de hijos y nietos) es un placer, francamente. Desde que con 13 o 14 años empezara a leer las diferentes novelas no he parado y ciertamente El Señor de los Anillos es un libro al que vuelvo cada poco tiempo porque con cada lectura descubro matices nuevos, pasajes que veo con distintos ojos… no sé, llevo cinco lecturas y creo que si no fuera porque la edición que tengo es muy buena* pero poco portable, lo hubiera retomado antes.

[*] La edición a dos columnas del Círculo de Lectores fue premiada y de hecho fue de los últimos libros que compré a este club de lectura antes de darme de baja. Aunque un poco machacado por haberlo leido un par de veces (y haberlo prestado), es de esos libros que si se me rompen buscaría dónde me los volvieran a encuadernar.

Bueno, volvamos a Los hijos de Húrin. Es por lo que me han dicho prácticamente una copia con algunas páginas más de uno de los Cuentos Inconclusos pero como hace tanto que no los leo pues me suenan todos los personajes y las tramas pero seguro que disfruto la lectura.

No es un libro muy largo, unas 250 páginas y la edición de Minotauro no podía ser mala (y se habrán hartado de venderlo por supuesto) así que aunque un poco grande para llevarlo encima lo voy a disfrutar durante el par de semanitas que me lleve leérmelo entre autobuses y siesteos (bendita jornada intensiva).

¿Y de los Magos de Sumer? Pues me ha gustado bastante francamente, pero los de Minotauro tienen una mala leche que te cagas. No avisan en ningún sitio que es la primera de una saga de como mínimo dos libros. Ni siquiera al final del libro como hace Negrete en Alejando y las águilas de Roma. Te toca llegar a algo más de dos tercios de libros para pensar «este pavo no acaba el libro en 40 páginas ni de coña» y sospechas lo que acaba ocurriendo que deja el final como poco más que un episodio de una historia que no acaba ni bien ni mal sino en un asalto.


comments powered by Disqus